viernes, 20 de agosto de 2010

Huevos rancheros

Los huevos rancheros, son uno de los platos más populares de México y hasta se puede decir que es un desayuno tradicional. Se han hecho muy populares a lo largo de toda América y quizás por esta razón sometidos a tantas variantes locales. Los Huevos rancheros son servidos no sólo en el desayuno sino que pueden ser servidos a media mañana como un excelente bruch.
Prepararemos la mise en place con lo que sigue: un par de huevos, un par de tortillas mejicanas de elote, un par de tomates, un pimiento morrón y otro verde, cebolla, ajo, chiles, cilantro y frijoles refritos.
Ponemos a asar el pimiento morrón y a la vez comenzamos sofriendo cebolla para cocer los frijoles. Una vez que la cebolla está sofrita, añadimos agua y cuando esta empieza a cocer
añadimos los frijoles a la cazuela y los vamos cociendo hasta que estén blandos. Como veis ´después de sacar la fotografía he cambiado de frijoles y he utilizado estos que se parecen más idóneos para esta preparación.
Una vez que los frijoles están cocidos se van refriendo en una sartén,
conforme se van refriendo, se van machacando con el tenedor, hasta obtener un puré espeso. Reservamos al calor de la lumbre.
Durante la cocción de los frijoles vamos preparando la salsa ranchera. Algunos la salsa ranchera la presentan pasada, es decir en puré, practicamente es lo mismo, pero particularmente me gusta con "tropezones·, por lo tanto cortamos el pimiento verde y los tomates, sin piel ni pepitas, en tiras.
También tendremos bien picaditos, el ajo, los chiles y el cilantro. Los chiles que he utilizado, bird pepper (150.000 unidades scoville) y chile jalapeño (5.000 unidades scoville).
En una sartén vamos sofriendo cebolla cortada en tiras, el ajo picado, el cilantro y los chiles, no se ven, puesto que están tapados con los pimientos, sofreímos todo. (Caso de no tener cilantro puede ser sustituido por perejil).
Añadimos el tomate, cuando el pimiento a perdido su tersura, seguimos sofriendo y cociendo estos elementos, cuando empiezan a estar al dente,
Cortamos el pimiento morrón, que ya estará asado y le habremos quitado la piel.
y añadimos a la sartén, salpimentamos al gusto y seguimos sofriendo, por un par de minutos, el pimiento ya se ha cocinado durante su estancia en el horno.
Ya todos los ingredientes a gusto del Chef, se añade un poquito de salsa de tomate y ya tenemos nuestra deliciosa salsa ranchera.
La presentación del plato la voy hacer con dos tortilla mexicanas de elote, una la freiré, hasta que se ponga dorada,
y sobre ella freiré el huevo.
El emplatado los huevos fritos descansaran sobre sendas tortillas mexicanas, la de la izquierda es la frita, en los flancos de la fuente se ubica la salsa ranchera y en el centro la pasta de frijoles refritos. La tortilla que no hemos frito, la podremos doblar con su relleno de salsa ranchera y frijoles refritos, como si fuese un taco. La tortilla frita, es crujiente y rígida, no se puede doblar y hay que tomarla como si fueran nachos, troceandola y acompañando a los otros integrantes del plato.

4 comentarios:

Carmela ( Sunflower ) dijo...

Me ha encantado la receta, no la conocía más que de oídas en alguna que otra serie de televisión,y, con el paso a paso ya no hay excusa para probarla, gracias.

NORA dijo...

Es una presentación excelente de nuestros huevos rancheros a la europea; a nuestra salsa ranchera no le ponermos pimientos dulces, solo chile, tomate y si acaso un dientito de ajo, eso sí cebolla frita.

Tienen que estar deliciosos!

Felicidades y suerte en el concurso.

Saludos!

Apicius dijo...

Hola Nora:
Por algún duende informático este comentario estaba en linea para moderación, herramienta que no tengo activada.
Aunque tarde acuso recibo.
Saludos

Nora dijo...

Sí! fue una sorpresa para mí!

Saludos! Qué antojo con las imágenes de los huevos rancheros!